Cristal Embrujado - Diana Wynne Jones

Título: Cristal Embrujado.
Título Original: Enchanted Glass.
Saga: Autoconclusivo.
Autora: Diana Wynne Jones.
Editorial: Nocturna Ediciones.
Colección: Literatura Mágica.
Fecha de Publicación: Enero 2011.
ISBN: 9788493801335
N° de Páginas: 333
Goodreads

Sinopsis: La magia está en los ojos del que la mira, Cuando Jocelyn Brandon murió (a una edad muy avanzada, como es lo normal en el caso de los magos), legó su casa a su nieto Andrew». Andrew siempre ha adorado la casa, en especial sus vidrieras mágicas. Pero ahora, al verse como dueño de ella, se da cuenta de que las cosas no son tan fáciles como pensaba: para empezar, están la guardesa, tiránica y vengativa, y el jardinero, maniático y gruñón (pero que, al menos, tiene una hermosa sobrina llamada Stashe). Además, no hay que olvidar a Aidan Cain, un huérfano de doce años que aparece un día para solicitarle protección de unos seres mágicos (entre otros, Titania, Oberón y Puck) que lo persiguen, ni al señor Brown, un siniestro vecino que trata de invadir la barrera mágica que protege la casa. Y, sobre todo, está la magia. 

Gracias a Lecturalia por el ejemplar para esta reseña.


Opinión Personal:

Tengo sentimientos encontrados con este libro, era una historia que tenía muchas ganas de leer desde que supe de su existencia pues su portada me había enamorado y su sinopsis había terminado por convencerme de que era un libro que tenía que leer. No había leído algo de la autora en el pasado pero uno de mis eternos pendientes es su libro “El Castillo Ambulante” por lo que no sabía que esperar, y es por eso que me encuentro algo confundida porque no logre llenar mis expectativas pero al mismo tiempo no estoy segura si en verdad me desagrado porque a pesar de que es una historia algo extraña y confusa, también disfrute con ella. Espero no confundirlos tanto como yo lo estoy.

Jocelyn Brandon es un gran mago y encargado de su propia área de responsabilidad en un pequeño pueblo de Inglaterra. Él debe de cerciorarse que todo esté en orden y de cuidar de aquellas personas que posean alguna cualidad mágica así como de protegerlos.  Al fallecer la casa y su área de responsabilidad son heredadas a su nieto Andrew Hope, quien se encuentra bastante perdido en cuanto al conocimiento de saber que debe de hacer con su área de responsabilidad correspondiente. 

Cuando Andrew llega al que fue el hogar de su abuelo y su refugio cuando era pequeño, comienza  a tomar las responsabilidades, comenzando por conservar a los dos trabajadores de su abuelo, la cocinera y el jardinero, ambos con apellido Spock pero que no poseen ningún parentesco.  Todo sería bastante fácil de no ser porque Aidan Cain aparece de repente con la petición de conseguir la protección de Jocelyn Brandon pero debido a las circunstancias se acerca a Andrew para pedir su ayuda, puesto que desde la muerte de su abuela varios seres mágicos están detrás de él.

Ahora Andrew no solo se encuentra con las responsabilidades que su abuelo le ha heredado, también debe de recordar todo lo que ha olvidado en cuanto al tema de la magia, cuidar de Aidan, mantener todo en orden con sus nuevos y antiguos empleados, sin olvidar de cuidar de las criaturas que visitan su hogar. 

Para su fortuna el enorme cristal de colores que se ubica en la cocina, es lo bastante poderoso para guiarlo en los momentos más difíciles, pues podría acercarse pronto una dispuesta con el rey de las hadas, pues no está dispuesto que el nuevo dueño de Melstone lo desaloje de sus tierras,  al mismo tiempo no puede ignorar que el Señor Brown podría tener un  intención secreta del porque busca molestar a Andrew apropiándose de su bosque y de algunas hectáreas de su terreno.

Si debo de ser sincera aún estoy intentando encajar algunas piezas que no me han quedado muy claras. Es una historia algo confusa y lenta al comienzo, sin embargo con el pasar de las páginas va tomando mucho sentido y comienzas a ver todo en forma clara y a entender ciertas situaciones como conceptos que se presentan. La pluma de la autora es sencilla pero no simple, no sé cómo explicarlo, es muy fácil de leer pero al mismo tiempo posee detalles y descripciones necesarias y bien narradas para crear una ambientación agradable. Me gusta el toque de fantasía que le da a su historia, la forma en que nos platica todo lo de la magia y creo que lo único que me desespero un poco de la narración, es que en ocasiones se repitiera mucho el nombre del personaje en un mismo párrafo de una forma un tanto irritante.

Lo que más me gusto fue el hecho de los homólogos, es decir, si tú eres humano en Melstone o mago o posees alguna cualidad mágica, es probablemente seguro que exista tu gemelo en el mundo de las hadas que si bien son casi idénticos físicamente, poseen cualidades diferentes, y, estos homólogos hacen que el cristal embrujado sea más poderoso. 

Hay cosas bastantes tiernas, y hay cosas que si me impresionaron o me chocaron como esa propuesta de matrimonio tan exprés de la única relación amorosa que hay en la historia, especialmente porque ni siquiera tenían una relación establecida como para que hayan decidido casarse de un día para otro.

Mi personaje preferido fue Groil, el enorme gigante que se está prácticamente a cargo de comerse las enormes verduras que el jardinero le obsequia como castigo a Andrew.  El profesor Hope como todos lo llaman, es una excelente persona, Andrew tenía una buena relación con su abuelo pero conforme crecía olvido varias cosas que él le había enseñado puesto que su madre pensaba que el viejo Brandon solo estaba loco al contar todo lo relacionado con el mundo de la magia, sin embargo Andrew está dispuesto a recordar todo para mantener protegida lo mejor que pueda su área de responsabilidad. Ninguno de los Stock fueron de mi agrado, al final, en efecto, si hacen alguna buena obra y se ve como son parte de la familia pero el hecho de que siempre estuvieran llevando la contraria de Andrew o castigándolo me parecía un tanto infantil. La curiosidad de Aidan es genial, lo que más me gusto de él es su empeño en aprender mucho más sobre la magia de lo que ya sabía. Otro de mis preferidos es Rolf, el perro cambiante que Aidan se encuentra, pues es tan tierno en su faceta de perro como lo es como niño de rizado cabello rubio.

Hay más personajes que valen la pena y que dan su grano de areno a la historia como el Rey de las hadas y sus esposas. Me pareció súper genial que Puck y Titania aparecieran, fue algo que me pareció bastante original. No puedo dejar de mencionar a Stashe y Tarquin, dos personajes que ayudan muchísimo a nuestros protagonistas. 


“La gente necesita llorar”.

“Otra de las cosas que siempre decía era que nunca hay que deberle nada a nadie. “Las deudas se acaban pagando”, decía”.

“Pero lo había olvidado porque, cuando se hizo mayor, supo que los adultos jamás se creerían historias sobre gigantes desnudos a medianoche”.

“-¿Sabe?- exclamo Aidan frustrado-, ¡odio mi nombre!
-¿Por qué?- pregunto Andrew.
-Nadie lo dice bien –respondió Aidan-. ¡Ni siquiera Groil! Y, además, es un nombre horrible. Aidan es un santo, pero Cain fue el primer asesino de la historia. ¡Vaya mezcla!
-Bueno, la mayoría de personas tienen esa mezcla –dijo Andrew.
-Sí, ¡pero sus nombres no lo reflejan! –repuso Aidan enfurruñado”.

“Los nombres son poderosos”.

“Hechizos y nombres.
Las dos cosas suelen ser lo mismo. Pero creo que, la gente que habla de curva de aprendizaje, se equivoca. Yo creo que el aprendizaje siempre va en línea recta y plana y, de vez en cuando, da un gran salto”.

“Las cosas siempre se aprenden de repente, la mayor parte de las veces porque viene gente y te las cuenta”.

“Aidan pensó que eran horrendas, cosa que, decidió, tenía que significar que eran buenas, del mismo modo que las cosas desagradables son buenas, como, por ejemplo, la clara de huevo”.

“La abuela siempre decía que no soportaba a los machos inútiles que eran incapaces de hacer un huevo duro. Me hizo aprender a cocinar cuando era más pequeño. Sé hacer casi todas las cosas normales”.

“Ronnie nunca ha tenido buen gusto. Siempre que algo es caro, Ronnie cree que es bueno”.

“Aidan, no desperdicies tu vida deseando cosas”.

“Volvió a la cama muy sorprendido de lo fácil que había sido hacer feliz a alguien. La abuela siempre decía que al hacerlo también te hacías feliz a ti mismo, pero Aidan nunca lo había creído hasta entonces”.

“Para entonces, su ira se había ido al fondo de su mente y allí permanecía, rígida, oscura y rencorosa”.

“Esta feo romper las promesas, ya lo sabes”.

“Es la espada en la zanahoria. No suena tan romántico como la historia del Rey Arturo”.

“El dinero que aparece de la nada siempre trae problemas”.

“La abuela decía que los amuletos no son más que supersticiones.
Una superstición –dijo Andrew- es algo en lo que crees. Ellos creen en esto, así que funciona contra ellos”.

“Sabía que era un truco muy viejo, pero el problema de los viejos trucos es que funcionan”.


“Hay que mirar las cosas por el lado bueno”.


Otra de las cosas que más me gustaron fueron los cristales que potencian el poder de Andrew así como el hecho de que protejan su casa. Definitivamente la autora trabaja muy bien el tema de la magia y sabe darle el toque original para sentirlo refrescante y diferente a las otras historias de magia. Tengo que decirles que desconocía que la autora había fallecido, lo cual me pareció bastante triste pues se nota que dejo un excelente legado al mundo de la literatura, por lo que tengo fe en que poder leer más de sus obras, pues estoy segura que cada una de ellas tendrán algo que aportarme a mi vida lectora. A pesar de que ha sido una lectura algo extraña, me gusto lo bastante para saber que vale muchísimo esperar para que el ritmo del comienzo acelere un poco y, estoy segura que sumergirme en otro de sus libros, valdrá totalmente la pena.

Veredicto:

Es una lectura ampliamente recomendable para los fanáticos de los mundos fantásticos y mágicos, aunque eso sí, recomiendo tener un poco de paciencia en un comienzo pues una vez que le tomas el ritmo es fácil sumergirse en la historia. Además los personajes mágicos lo valen totalmente.



Sobre la escritora:
Diana Wynne Jones (Londres, 1934) es autora de más de cuarenta novelas y una de las principales voces de la literatura fantástica actual. Licenciada en Filología Inglesa por la universidad de Oxford, de joven asistió a conferencias de J. R. R. Tolkien y C. S. Lewis. En 1977 publicó la primera parte de su serie Los mundos de Chrestomanci. Nueve años después apareció su novela El castillo ambulante, que fue llevada al cine en una adaptación de Hayao Miyazaki, cuya historia prosiguió en El castillo en el aire (1990) y La casa de los mil pasillos (2008). Ha recibido numerosos premios, entre ellos el Mythopoetic Fantasy Award for Children’s Literature en dos ocasiones (1996 y 1999), un Karl Edward Wagner Award (1999) y un World Fantasy Award for Life Achievement (2007). En 2010 publicó Cristal embrujado. Tras dos años sufriendo un cáncer, en 2011 falleció en Bristol.

Summer

12 comentarios:

  1. Buenas ^^
    Lo tengo pendiente.
    Leí El castillo ambulante y me enamoré. Me gustó mucho más que la peli. Seguro que a ti también te gusta ^^
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Hola!
    Es la primera vez que escucho sobre esta historia pero ha captado mi atención, tiene una portada realmente preciosa ♥ y todo el asunto de la magia me encanta. Si estoy entre dudosa y curiosa cuando dices que es una trama un poco extraña pero me interesa resolver esa duda dándole una oportunidad al libro.
    Gracias por la reseña.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. ¡Holaaa! No conocía el libro y la verdad es que me ha llamado mucho la atención sobre todo por su portada y además hace mucho que no leo nada de fantasía y puede que se me apetezca algo en algun momento así que me lo llevo apuntado por si puedo leerlo y ver que tal ;)
    Muy buena reseña!!
    Un beso y nos leemos <33

    ResponderEliminar
  4. La portada de este libro es muy llamativa y no tiene mala pinta pero por ahora lo voy a dejar pasar.

    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Hola! Que portada más chula, la verdad es que llama muchísimo la atención pero lo que es la historia... no es lo que voy buscando ahora mismo, me apetece otro tipo de libro, así que en principio lo voy a dejar pasar.
    Besos!

    ResponderEliminar
  6. A pesar de lo que no te gustó, este libro y esta autora son grandes pendientes en mi vida como lectora, así que apenas pueda saldaré esa deuda <3
    Muchas gracias por tu reseña!
    Un besote.

    ResponderEliminar
  7. Hola, la portada de este libro es muy bonita, y tomaré en cuenta tu recomendación a la hora de empezar a leerlo, me quedo por aquí, un saludo

    Te sigo ya, desde;

    http://irresistibleleer.blogspot.mx

    ResponderEliminar
  8. ¡Holaaa! Qué bueno que hayas disfrutado de la lectura, con todo y los enredos jajaja, sí, me parece que luego en los libros donde hay magia y hadas, algunas cosas se pierden :P Como que los términos se complican :P
    ¡Beesitos! :3

    ResponderEliminar
  9. Holaaa
    No conocía el libro, la verdad, así que gracias por presentármelo, me lo llevo apuntado porque me ha parecido curioso
    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  10. Hola :D
    La portada me ha recordado a La Bella y la Bestia jaja. En fin, no conocía este libro pero no creo que lo lea, tengo mucho que leer pero me ha gustado tu reseña.
    Saludos

    ResponderEliminar
  11. Holaaaaaaaaa!
    No es mi estilo de libro, eso sí, la portada es preciosa.
    Un besito, nos leemos^^

    ResponderEliminar
  12. No conocia este libro pero no me termina de llamar la atencion. Gracias por la reseña :)

    ResponderEliminar